Inicio » Blog » Promoverá 3 tendencias en tecnología biométrica.

Promoverá 3 tendencias en tecnología biométrica.

El reconocimiento de identidad a través de la tecnología biométrica ha pasado de aparecer solo en películas de ciencia ficción a un hábito normal. Por ejemplo, usar escáneres de iris o reconocimiento facial para desbloquear dispositivos móviles o confirmar identidades al abrir una cuenta bancaria y otras escenas cotidianas. Sin embargo, con la aparición del coronavirus, la necesidad de herramientas digitales que faciliten la identificación remota y eviten el contacto humano se ha vuelto más importante que nunca.

Según Statista, se espera que el valor de mercado de la biometría alcance los 55,42 mil millones de dólares estadounidenses en 2027. Además, de la misma organización predicen que el gasto global en el mercado de verificación de identidad aumentará exponencialmente en una década, de 4.93 mil millones en 2017 a más de 18 mil millones en 2027.

Con estas predicciones, no es de extrañar que muchas organizaciones estén considerando apostar por soluciones basadas en tecnología biométrica aplicada a la identificación digital. De hecho, la Policía Nacional anunció recientemente que, además de las huellas dactilares, cuando los ciudadanos actualicen sus identificaciones, fusionarán información basada en su información facial. De esta forma, el sistema obtendrá información biométrica de la foto de identificación y reconocerá automáticamente a la persona a través de los rasgos faciales.

A nivel corporativo, empresas como aseguradoras o financieras también han comenzado a implementar estas soluciones de identificación. Pero al aplicarlos, ¿qué tendencias deben tener en cuenta? Entelgy de The BusinessTechConsultancy, una firma de consultoría de transformación digital, explicó:

El sonido será más prominente

La aplicación cada vez más frecuente del reconocimiento facial es solo un ejemplo del rápido desarrollo de esta tecnología. Su uso ya se puede ver a nivel gubernamental, como en el aeropuerto o en la aduana de la estación, y el reconocimiento facial se utiliza para gestionar el embarque de pasajeros o el control de equipaje. Además, se está verificando cómo las fuerzas de seguridad también están considerando utilizar esta tecnología para identificar al personal. Por tanto, esta tecnología aparecerá más en espacios concurridos donde la identificación humana es la clave.

En cuanto al reconocimiento biométrico por voz, el principal objetivo del crecimiento es la aplicación de la tecnología en los vehículos. El objetivo es que a través de la voz el usuario pueda controlar completamente el vehículo, desbloquear todas las funciones, eliminando botones e interruptores, evitando así posibles distracciones en el volante. Además, la aparición de nuestras herramientas de voz en otros campos como la banca se ha incrementado gradualmente. Ya existen entidades que utilizan la voz del usuario para transferencias, operaciones de autorización y acceso a teléfonos móviles o banca online sin contraseña.

El auge de los deepfakes

Uno de los riesgos asociados a la biometría es el robo de estos datos, que posteriormente pueden ser utilizados por Deepfakes para operaciones maliciosas, es decir, para reproducir imágenes de video de personas anónimas o conocidas a partir de estos datos biométricos o contenido multimedia. De esta forma se pueden difundir discursos o declaraciones con apariencia real, pero con información total o parcialmente adulterada, lo que conlleva riesgos. Por esta razón, los datos biométricos deben estar bien protegidos o vinculados a otros sistemas de autenticación para que sea más difícil de robar.

Nuevas medidas y tecnologías de protección

La seguridad es un factor importante para asegurar el uso correcto de la tecnología biométrica, y veremos crecientes barreros para proteger este tipo de información personal, como el uso de sistemas combinados de verificación de identidad. Una de las tendencias es integrar la información biométrica con el sistema de tokens presente en los dispositivos utilizados por las personas. Otra tendencia es la autenticación biométrica multimodal, es decir, el uso simultáneo de múltiples tecnologías biométricas. Además, ya existen soluciones en el mercado que combinan el aprendizaje automático y la tecnología biométrica, que no solo pueden realizar la verificación de la identidad personal, sino también documentar registros, simplificando así los procedimientos de gestión. Miguel Ángel Barrio, director de Entelgy Digital, dijo: “La tecnología biométrica seguirá existiendo y con la aparición del coronavirus, la creciente demanda de ejecución remota de trámites, evitación de viajes y contacto directo con personas ha acelerado esta expansión. “La empresa y la dirección tienen una buena oportunidad para avanzar en esta área, eligiendo soluciones sencillas y de rápida implementación que faciliten muchos trámites y ahorren mucho tiempo ”.